Viendo la Fórmula 1 en Baku, Azerbaiyán | Viajando con Fran

Viendo la Fórmula 1 en Baku, Azerbaiyán

formula1baku formula 1 bakuUn día en el hostel en el que nos estábamos quedando en Batumi nos dijeron que en un mes iba a haber una carrera de Fórmula 1 en Baku, uno de nuestros siguientes destinos. No sé cómo surgió el tema. Ninguno de nosotros dos (Agustín, mi compañero de viajes de ese momento y yo) teníamos especial interés en la F1 o en los autos. Pero igualmente nos resultó interesante. No teníamos mucha idea de cuándo íbamos a estar por Baku pero iba a ser alrededor de esa fecha.

Llegamos a Baku separados porque Agustín se quedó más tiempo en Armenia y yo ya quería seguir viaje. Estuvimos recorriendo la ciudad unos días y ya no teníamos mucho más para hacer. Pero igualmente nos quedamos para el evento.

Toda la ciudad estaba revolucionada. Las calles cortadas, carteles por todos lados. Sabíamos que se venía algo grande.

Era la primera vez que se hacía un gran premio (así llaman a las carreras de F1) en Baku. Una de las curiosidades para nosotros era que se llamaba el Gran Premio de Europa. Y la carrera era en Baku, la capital de Azerbaiyán. Bastante lejos de Europa geográficamente.  Será por los prejuicios sobre un país ex URSS con 95% de la población musulmana (aunque en la práctica a la mayoría no le importa mucho la religión)?

Era curioso que usaban Baku como parte del material publicitario, pero nunca nombraban a Azerbaiyán.

Lo que sí me gustaba mucho era el slogan de la carrera: “The speed is higher in the land of fire”. La traducción sería: “La velocidad es más alta en la tierra del fuego”. Y aparecía un auto sacando fuego de lo rápido que iba. A Azerbaiyán le llaman la tierra del fuego eterno. Hasta eso, usaban la manera de llamar al país y no el nombre real. Entiendo que suena más poético o comercial, pero seguramente había intenciones de no mostrar el nombre del país.

Como el circuito era callejero, todo el centro estaba cortado. Los autos no podían entrar y los últimos días era muy difícil moverse por la ciudad. A veces se quería ir a 200 metros y había que caminar un kilómetro para poder cruzar un puente por arriba de la pista. Pero bueno, era el precio que había que pagar. La gente local no estaba muy contenta.

Había seguridad por todos lados. Y se veía a muchísimos hombres montando la estructura, inclusive hasta un día antes de las pruebas. Toda la ciudad estaba impecable, ni un papel en el piso. De por sí Baku es una ciudad bastante artificial y montada para demostrar poder y riqueza, pero en esos días, eso estaba exacerbado.

Mucho por fuera, poco por dentro en Baku

La mitad de la ciudad estaba pendiente de la carrera y la mitad no quería saber nada con la carrera en plena ciudad.

Nosotros no pensábamos comprar una entrada porque estábamos viajando con bajo presupuesto y 90 dólares americanos era demasiado. Con eso vivíamos 10 días. Además como el circuito era callejero, en plena ciudad, estábamos seguros que íbamos a encontrar un lugar para poder ver parte de la carrera sin pagar. Y así fue.

A pesar de las vallas que medían 2 metros, pudimos ver todo. Muchas casas o edificios tenían escalones para entrar, y toda la gente se agolpaba en esos espacios a lo largo de la pista. Todo muy controlado por un gran operativo de seguridad.

Desde los balcones se podía ver todo.

Algunos igualmente pagaron la entrada.

Pero una carrera de Fómula 1 no es sólo una carrera. Son tres días de actividad con autos (viernes, sábado y domingo) y algunas actividades previas el jueves. Ni siquiera es sólo la F1, sino también otra categoría: la GP2.

Más actividades durante el día y conciertos de primer nivel mundial los 3 días. Todo esto último reservado para la gente con tickets. En esa ocasión cantaron Chris Brown, Enrique Iglesias y Pharrel Williams. En ese orden, uno cada día.

Una de las curiosidades es que una amiga ucraniana consiguió trabajar en uno de los puestos de merchandising durante los tres días principales del evento. Y como estaba trabajando ahí le regalaron una entrada extra para uno de los conciertos. Su novio sudafricano fue a ver a Enrique Iglesias y me contó que en el medio del show, Enrique preguntó si alguien de la audiencia hablaba español (estábamos en Azerbaiyán y la F1 es más que nada un deporte británico o al menos estaba lleno de ingleses), e hizo pasar a cantar a la única persona que levantó la mano. A qué voy con todo esto? Que si yo hubiera estado ahí, hubiera sido el inicio de mi carrera como cantante (?). Y finalmente podría haber salido del “nivel karaoke” que nunca pude superar.

Al margen de esto, el foco para la mayoría de la gente era la carrera.

Nosotros fuimos los 3 días. Siempre cambiando de lugar. Tratando de buscar el mejor spot para poder ver los autos, teniendo en cuenta que teníamos que ver por arriba de una valla de 2 metros de altura. De alguna u otra manera fuimos mejorando y el último día, el día de la carrera, terminamos en el mejor lugar.

autoformula1baku formula 1 baku

carformula1bakuazerbaiyan formula 1 baku

f1bakuazerbaiyan formula 1 baku

formulaunobaku formula 1 baku

formula1bakucity formula 1 baku

El ruido de los autos era increíble. No me lo imaginaba tan fuerte. La carrera fue una anécdota para nosotros. Ninguno era fanático de los autos, pero fue una experiencia más del viaje.

Dato de color: la carrera la ganó Nico Rosberg del equipo Mercedes.

Ustedes tuvieron la posibilidad de ver algún gran evento mundial en algún viaje? Fue planeado o de pura casualidad como nosotros?

 

Mi espíritu emprendedor y mis ganas de conocer de mundo me llevaron a dejar atrás la vida de oficina y perseguir el sueño de convertirme en nómada digital. Siempre estoy buscando nuevas oportunidades, no me puedo quedar quieto.

, , ,

2 Responses to Viendo la Fórmula 1 en Baku, Azerbaiyán

  1. Sebastián 21 noviembre, 2016 at 2:16 pm #

    Es como cuando publicitan Patagonia en si misma, sin mencionar ni por asomo que le pertenece a Argentina. En eso son mas vivos los chilenos, están siempre diciendo “patagonia chilena” cuando hablan de la de ellos.
    Hace un montón de años, en épocas de la urss, a Kasparov le decían “el genio de Bakú”, tampoco nadie mencionaba Azerbaiyan, así que imaginate desde cuando viene esa costumbre….

    • Francisco Ortiz 21 noviembre, 2016 at 3:13 pm #

      Tal cual, no hay duda que para los negocios los chilenos son más vivos. Buen dato el de Kasparov, no tenía ni idea que era de Azerbaiyán.
      Gracias Sebas por la info!

Dejá un comentario

Powered by WordPress. Designed by WooThemes